Drea

"Estaba nerviosa, por dentro era un torbellino de sensaciones que no tenía muy claro querer sentir, miedos e ilusiones peleaban a muerte queriendo tomar ventajauno sobre otro, incertidumbres y certezas echaban pulsos inacabables y ella sólo era capaz de agarrarse a la mano de el cómo si de un salvavidas se tratará, iban de camino a uno de sus lugares, hacía viento, y cada tanto en cuando paraban a darse un recatado beso.
Entonces pararon y el, seguro, sin titubear, la miro con aquellos bonitos ojos azules y se lo dijo.

Y en ese mismo instante que aquellas ocho letras llegaron a su oído, en el mundo de ella, todo pareció detenerse. Se sintió flotando en un mar del color azul de sus ojos. Aquel te quiero, la recorrió como una marea embravecida borrando a su paso cualquier cicatriz, recuerdo o palabra que no hubiera creado el,dejándola vacía de pesares y llena de un amor inmenso que apenas conseguía retener dentro, se sintió ligera tras aňos de cargar con el peso de las heridas, y en ese mismo instante supo que cada paso,cada guerra cada acción, la habían llevado hasta allí, con el a aquel curioso camino,y que tenía la certeza absoluta que ya no necesitaba nada más que ver esos ojos azules en cada despertar para ser feliz.
Su vida entera, cambio. De repente tenía un norte y una piel donde refugiarse en las noches de tempestad, el se convirtió en su hogar y ella no pudo más que entregarle en bandeja su maltrecho corazón que revivió con fuerza con el primer roce que el le brindo.

Ella, incapaz de hablar se limitó a decirle lo mucho que lo amaba con cada caricia, con cada mirada, con cada sonrisa recién descubierta, porque jamás podría expresar en palabras todo lo que el significaba, las simples palabras no eran suficientes.
Ella,  tras aňos de desamor, luchando por un poquito de afecto por fin lo tenía todo, lo tenía a él y lo único que quería, era pasar el resto de su vida oyendole decir que la quería miéntras la miraba con aquellos ojos color del mar."

edit post
Reacciones: